La Sierra Calderona fue el lugar escogido para realizar la segunda parte del preboda de Joan y Verónica. En esta ocasión quería compartir con ellos una de sus pasiones: el senderismo. Aunque el día amaneció con frío y amenaza de lluvia pudimos disfrutar de la tranquilidad de este incomparable paraje.